Los relojes con complicación

El movimiento de un reloj con complicaciones es más delicado que el de un reloj clásico, debido a sus numerosos componentes.

Estos consejos te ayudarán a conservar la precisión, regularidad y autenticidad de tu reloj con complicaciones.

  • Asegúrate de mantener el reloj alejado de fuentes magnéticas.
  • Nunca pongas tu reloj en hora cuando estén activados la sonería o el calendario perpetuo.
  • Para establecer la hora y la fecha del reloj, respeta los rangos de tiempo y fecha específicos para sus movimientos.
  • No fuerces la corona cuando acabes el montaje si percibes la tensión del muelle.
  • No utilices los pulsadores, pasadores ni correctores de los relojes cronógrafos ni la repetición de minutos bajo el agua.
  • Para evitar vibraciones o amplitudes térmicas que podrían dañar el movimiento, no utilices el reloj mientras practicas deporte.
  • Si no utilizas el reloj, ajusta el movimiento girando unas doce veces la rueda para evitar que se sequen los aceites. Los relojes automáticos con complicaciones pueden guardarse en un estuche giratorio.